domingo, 25 de julio de 2021

ELECTRA GONZALEZ



Electra González

El 24 de julio de 1990 muere en Buenos Aires (Argentina) la actriz anarcosindicalista Electra González. Había nacido en 1901. Cuando tenía 10 años empezó a frecuentar con su madre, María Barón, de origen catalán, los círculos obreros cercanos a la Federación Obrera Regional Argentina (FORA). Se encargó, durante los mítines, de distribuir la prensa anarquista y los bonos de apoyo y de recitar poemas revolucionarios.

A pesar de las difíciles condiciones de vida -Vivía en una pequeña habitación con sus hermanos y su madre que era la única que trabajaba-, consiguió terminar los estudios primarios. Gracias a su prodigiosa memoria, se convirtió en una de las mejores actrices de los grupos teatrales obreros que recorrían la Argentina, Uruguay y Chile, apoyando las luchas y las organizaciones anarcosindicalistas. También fue una de las organizadoras de la Sociedad Argentina de Autores.

Casada con el ferroviario anarquista Juan Bilbao, participó en la creación del Club «Voluntad», cuya finalidad era la defensa de la independencia del movimiento sindical. En el Club «Voluntad» formaron parte destacados militantes (Luis R. Bartolo, Andrés Carbona, Sebastian Marotta, Juan C. Mason, José Negri, Alejandro Silvetti Fandiño, Bernardo Sugasti, etc.) y numerosos intelectuales y artistas (Arturo Carril, Gustavo Cochet, Maniel Ordoñez, etc.). Durante la dictadura de Juan Domingo Perón, el Club «Voluntad», auténtico círculo de resistencia, fue clausurado en varias ocasiones por las autoridades. En 1951, durante una ola de huelgas (obreros de artes gráficas, fontaneros, gastronómicos, de construcciones navales, ferroviarios, marítimos, portuarios, trabajadores municipales, etc.) contra el corporativismo sindical vertical peronista, ella, que era responsable del local, fue detenida, procesada y encerrada unos meses en la cárcel de Caseros, en el barrio de Parque Patricios de Buenos Aires.

Duramente interrogada, se negó a dar los nombres de los compañeros acusados ​​de «conspiración». 1946 había muerto su marido y durante los años sesenta se convirtió compañera del destacado militante anarcosindicalista Sebastián Marotta, con quien tuvo tres niños, y, tras la muerte de éste en 1970, del viejo compañero anarquista José Grunfeld. Financió la publicación de literatura anarquista, como los tres volúmenes del libro de Sebastián Marotta.

El movimiento sindical argentino. Su génesis y desarrollo (1960, 1961 y 1970) y el de varios autores, coordinado por Andrés Cabon, Vida, obra y trascendencia de Sebastián Marotta. Juicios, semblanzas y anecdotario de un precursor del sindicalismo (1971), donde destacados militantes libertarios (Diego Abad de Santillan, Andrés Cabon, Arturo Carril, Luis Danussi, Luis Di Filippo, Americo Ghuildi, Salvadora Medina Onrubia, José Montesano, Genaro Scarano, Jacinto Toryho, etc.) dieron su testimonio. También fue miembro de la «Fundación Alfredo Palacios», de defensa de los derechos ciudadanos, y una experta jugadora de ajedrez.

ALEN

No hay comentarios: